miércoles, 15 de octubre de 2008

LUCE, LUCÍA

qué hermosos los caminos que conocí en tí...
La nena que habita en el dibujo y la pintura la Reina de lapiceros y pinceles La Princesa del Papel y el lienzo Esa que sabe colocar sobre un soporte lo que sus ojos ven esa niña, nena, ese caos...
Hoy no estaba dispuesta a leer mis tonterías hoy me ha apartado de su lado directa y dulcemente, sin necesidad de golpearme porque hoy quería cuidarse.
Acariciáte, date ese cariño que esparces por el mundo Recibe este abrazo sincero que te entrego ahora para que hagas con él lo que quieras en el momento en que lo recibas....

2 comentarios:

Lidia dijo...

Cuando ornamentamos con nuestros sentimientos y nuestras muestras, cual cascadas libres pero profundas...habremos
de saber que un corazón cuando se abre, no es ignífugo.
Pero tras prenderse, y si la caldera no es continua, y si la hermosura se dispersa, se airea y se enloquece, es fácil que trémulo se esconda, en lo seguro, de lo oscuro, que lo protege.

nenalu dijo...

"buenos atardeceres,
Son las seis, en treinta minutos caerá la noche y se abalanzará sobre mi espíritu la pesada losa negra, porque acabo de pensar que para mi la noche es oscura, no he pretendido una noche gris que no sea capaz de buscarse un color, o quizás una noche morada de brillos naranjas de bombillas amarillas, que no sea ni por un instante oscura, que no se dedique a abrumar a mi pequeña persona soplando miedo y desconcierto, no temblaré porque no habrá una noche ciega en mis ojos que intentan ver.

Escucho una música, he dejado de hablar o casi no hablo, qué podré decir, mi mente ha rechazo la comunicación con el suelo.

Mis pensamientos son nómadas, no me pertenecen, vienen a tomar el té y les suplico, ofreciéndoles una galleta que se queden, no te vayas no tengo nada, no, se van de mi, me rechazan crueles. -Solo puedes ofrecernos eso? una galletita? que miseria, queremos más de ti, queremos largos días y noches eternas.

-¡¡¡Los días, os doy los días!!!

-¡también las noches!

-las noches...por las noches ya tengo huéspedes, no puedo echarlos sin más, me es imposible están conmigo desde siempre, no puedo abandonarlos. Son mis dueños, no puedes despedir a tu jefe.

Quizá... fueseis tan amables de devolverme la memoria....podría manteneros en mi pecho caliente.

_tu pecho está frío, no necesitas una memoria, ¿quieres recordar el amor? jajajajjaaja.

Se reían de mi, fríos como mi corazón vacío tumbado en suelo, reposando en cama, enterrado entre la mierda y florecido de moscas verde esperanza.

Suena la música, un pianillo, mi pequeña persona parece que siente y se balancea, ¿estará bailando?